Enfermeras del hospital Luis Eduardo Aybar protestan en reclamo de su reubicación

1Katheryn Luna

 

Santo Domingo.-El Sindicato Nacional de Trabajadores de Enfermería (SINATRAE)  aclaró  hoy que en ningún momento  el personal del hospital Luis Eduardo Aybar, se ha negado a su reubicación a otros centros de salud, sino que no han recibido la documentación que acredite el traslado.

 

El grupo de enfermeras, que acudió a tempranas horas frente a la Ciudad Sanitaria, reclamaron que desde la demolición del Aybar, se les prometió la reubicación y que más del 50 %  de 483 aun están sin ser asignados.

 

Araceli de Salas, vocera de Sinatrae, dijo que han acudido en varias ocasiones a la explanada del hospital así como a la Regional Metropolitana de Salud en busca de la documentación, sin éxito.

 

Explicó que se les ha comunicado que enviaran un listado a los hospitales, pero que cuando acuden se les dice que no ha llegado, por lo que no pueden trabajar.

 

«No es que no queremos trabajar, es que no tenemos documentación que nos indique  a donde hemos sido reubicados» expresó.

 

Denunciaron que los responsables de esta problemática son los directores de enfermería del Ministerio de Salud y de enfermería del Aybar, Silvia Tejeda y Daniel Almonte, respectivamente, por favorecer solo a un pequeño grupo.

 

También dijo que el personal de enfermería, con más de 25 años en el servicio ha sido maltratado, «ya que los quieren tratar como objetos».

 

Las enfermeras dijeron que algunos que se les ha comunicado que han sido reubicados en centros de salud, cuando van a dichos hospitales les dicen que no tienen la documentación firmada por la regional de salud.

 

Temen quedar sin salario, ya que no tienen nada que avale que están reubicados.

 

«Tenemos desde el día siete de enero viniendo aquí a buscar la documentación, y se niegan a entregarla» manifestaron

 

 

En marzo del año pasado el sindicato de enfermería protestó en reclamo de que destituyeran al director de enfermería Daniel Almonte, por dirigir la enfermería del hospital de forma arbitraria, faltando a la ética profesional, irrespetando a las enfermeras y utilizando el poder para maltratar.

Comparitr
0Shares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0Shares